Teismo - Ateismo

Diálogo entre quienes se identifican con lo Trascendente y aquellos que asumen posturas filosóficas materialistas
 
ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  FAQFAQ  BuscarBuscar  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  
Últimos temas
» Sobre los distintos tipos de profetas en el islam
Miér Oct 12, 2016 12:18 am por Joselia

» Ateos en los Arboles.
Miér Oct 12, 2016 12:15 am por Joselia

» no maltrates a nadie
Vie Ago 22, 2014 1:25 pm por elfalible008

» ...Citas...
Dom Jun 15, 2014 3:43 am por Joselia

» Poemas devocionales
Dom Jun 15, 2014 3:26 am por Joselia

» La naturaleza de la realidad
Dom Jun 15, 2014 3:10 am por Joselia

» ΧΑΡΙΣ JARIS GRACIA INCREADA
Dom Jun 15, 2014 3:00 am por Joselia

» Psicologia
Mar Jun 03, 2014 12:42 pm por elfalible008

» Sugerencias para mejorar la calidad de vida
Mar Mayo 20, 2014 10:45 am por Joselia

Textos Sagrados
 

La Biblia

El Corán

El Bhagavad-gītā

EL Śrīmad-Bhāgavatam

La Torá

El Zohar

Sepher Yetzirah

Tao Te Ching

Popol Vuh

Dhammapada

Kitáb-i-Aqdas

TRADICION VAISNAVA


Sanatana Dharma


Un cuento para despertar


Comparte | 
 

 Pseudoreligión

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Joselia
Admin


Mensajes : 796
Fecha de inscripción : 12/08/2011

MensajeTema: Pseudoreligión   Mar Ago 30, 2011 6:20 pm

Nueva Era. Impostura de gran extensión hoy en día en la que se mezclan de manera caótica y comercial todas las desviaciones y herejías mantenidas a raya durante siglos. Encontramos aquí un neo-paganismo, neo-panteismo, culto a los espíritus (espiritismo), adivinación, sicologismos de toda índole, pseudo-orientalismos, mancias, y todo tipo de talleres de astrología, biorritmos, dinámica mental, trabajo corporal, hipnosis, sanación etc. etc. No encontraremos nada espiritual en todo este inventario. No lo hay.

En la base de todo este embrollo está la confusión entre lo síquico, para-psiquico, emocional o simplemente sensorial con lo espiritual.

El fenómeno, en realidad, no es nuevo. Lo que es nuevo es la popularización creciente y masiva de ciertas heterodoxias que hasta el momento se habían mantenido limitadas. El gran error que comete el movimiento Nueva Era es el de confundir los ámbitos psíquicos con los espirituales. En palabras de René Guénon: «Es una consecuencia natural del hecho que los occidentales, desde hace ya largo tiempo no saben distinguir más el "alma" del "espíritu" (y el dualismo cartesiano tiene seguramente mucho que ver con ello, pues confunde en una sola y misma cosa todo lo que no es el cuerpo, y esta cosa vaga y mal definida se designa indiferentemente con uno u otro nombre». Esta confusión puede darse de dos formas inversas: «en la primera lo espiritual es reducido a lo psíquico (se pretenden dar explicaciones psicológicas a las verdades espirituales); en la segunda el psiquismo es por el contrario tomado por lo espiritual» y es precisamente este caso el que se da en la «Nueva Era».

Enseñan las doctrinas tradicionales que el hombre está constituido de cuerpo, alma y espíritu (soma, psiqué y nous en la tradición greco latina); que refleja la constitución misma del universo como imagen de Dios. Así como la integralidad del hombre es triple, siguiendo la ley de correspondencias, también lo es el alma; esta triple constitución del alma la denominaban los filósofos escolásticos con los nombres de alma racional, alma irascible y alma concupiscible, lo que se podría traducir hoy por mente, emociones y sentidos. En todas estas divisiones siempre se establece de forma natural una jerarquía entre los diferentes estado o facultades del ser humano, como del universo todo. Así, en el hombre, el espíritu debe imperar sobre todo el conjunto, acto seguido vendría la razón, la emotividad y, por último, los sentidos, estrechamente ligados ya al cuerpo.

En los diferentes grupos Nueva Era vemos, por el contrario, imperar no ya el Espíritu, ni siquiera la razón, sino la emotividad pura, cuando no los sentidos mismos, por esta auténtica manía de experimentarlo todo, como si la pura experiencia sin doctrina alguna pudiese provocar el más mínimo conocimiento o realización verdadera.

Así en este tipo de movimientos nueva-era, el hombre, dominado por la naturaleza más baja de su ser, queda sujeto a los contínuos vaivenes de la emocionalidad que le impiden obtener la estabilidad necesaria para llevar a cabo su crecimiento normal.

La pretensión de una realización espiritual en el ámbito mental propia del movimiento nueva-era es una imagen prácticamente invertida de la Tradición, tomando el aspecto de una grotesca parodia, marca que revela su naturaleza pues como es bien sabido; «Satán es el mono de Dios»


Evolucionismo espiritual. Teoría o hipótesis planteada principalmente en Occidente por Teillhard de Chardin (y más modernamente por Ken Wilber) y en Oriente por Sri Aurobindo, en la que se plantea un acercamiento gradual hacia la divinidad en la línea del tiempo y en la sucesión de las generaciones que de esa manera irían "mejorando" espiritualmente generación tras generación y estando cada vez más cerca de Dios. Totalmente rechazada esta teoría tanto por la ortodoxia cristiana como por la ortodoxia hindú. Es necesario ver con claridad que las doctrinas verdaderamente tradicionales o sea metafísicas son, por su misma esencia, inmutables. Por lo tanto es un sin sentido que se nutre de una incurable ceguera mental, considerar como a veces se pretende, la posibilidad de evolución y de progreso en ellas. En efecto, surgen del absoluto y persisten fuera del tiempo.


Contratradición. La negación de la sabiduría originaria, inmutable y eterna, que fue el patrimonio espiritual de la humanidad durante milenios. Se trata de un paso avanzado en el declive espiritual. Esta situación corresponde a la última fase del Kali Yuga o Edad de Hierro, en la cual, como enseñan todos los libros sagrados, se termina por realizar de manera efectiva la ruptura total con la Tradición, paso previo a la "disolución final". «Obra constante de desviación del estado de equilibrio que constituyó la base de las civilizaciones normales, la que se fue cumpliendo gradualmente, como se observa en el paso insensible del humanismo al racionalismo, luego al mecanicismo y al materialismo más extremo» (R. Guénon). En la actualidad, aunque la subversión todavía no es total, ya hay muchos signos visibles de ella en lo que René Guénon llama «situación de fraude» y de «parodia»; se pretende sustituir lo auténticamente espiritual por «simulacros y caricaturas». Así, en las fases más avanzadas del desorden, éste pretende tomar las apariencias del orden y «disimular la negación de todo principio con la afirmación de falsos principios» (R. Guénon). Añade Guénon que todos estos «simulacros y caricaturas» son tan hábilmente presentados que la inmensa mayoría de los hombres se dejan engañar, y que «no podemos asombrarnos al ver cómo supercherías de las más groseras se están imponiendo al vulgo, y cómo es difícil desengañarlo», como ejemplo del caso extremo de la parodia, en la cual llega a lo grotesco la sustitución de lo auténticamente espiritual por productos subalternos, nuestro autor hace notar la extensión que han tomado en todas partes los «pseudo rituales cívicos y laicos, y que dan a la masa un sustituto puramente humano de los verdaderos ritos religiosos». (El Reino de la Cantidad y los Signos de los Tiempos).


Progreso. «Los creyentes en esa fantasía moderna llamada "progreso" suponen que la "edad dorada" está situada en el provenir y no, como lo expresan todas las tradiciones, en el pasado, pero un pasado en el que domina lo intemporal, antes de la "caída" en la exterioridad. La superstición del "progreso" es una ilusión peligrosa en todos los aspectos porque significa ceguera espiritual, falta de visión para la realidad inmediata y el tiempo presente, y un desconocimiento del proceso epocal, con las consecuencias a la vista» (V. A. Biolcati, La Edad Crepuscular).

«Refiere Guénon el caso de un hindú, el cual tenía verdadero conocimiento del Occidente moderno; al preguntársele la opinión que merecía la ciencia occidental a los orientales que habían tenido acceso a ella, manifestó lo siguiente: "se trata de un saber ignorante". Manifiesta también que en el Oriente en general no se experimenta ninguna dificultad para penetrar los saberes especializados del Occidente, por estar acostumbrado el primero a especulaciones mucho más profundas. Por todas estas razones, a los orientales les resulta ridícula la noción moderna de "progreso" existente en Occidente, ya que además de carecer ella de sentido lógico como anteriormente dijimos, este supuesto progreso lleva a una necesidad compulsiva de movimiento, renovación y cambio en todas las dimensiones de la realidad sensible, movimiento sin finalidad alguna si no es la ilusoria que domina el mundo material. Esta agitación incesante y maníaca constituye para el mundo oriental una muestra típica del deterioro progresivo en los niveles superiores del ser humano (...) el "progreso" material se produce invariablemente a expensas del intelecto» (V. A. Biolcati, La Edad Crepuscular)

Tanto el nombre de civilización como el de progreso a él vinculado, en el sentido que le damos a ambos actualmente, son el producto de ideas y tendencias recientes y fueron inventados hace dos siglos, precisamente en la segunda mitad del siglo XVIII. La concepción de progreso indefinido aparece en a segunda mitad del siglo XVIII, e hizo convencer a la especie humana que había entrado en una nueva era. Los términos civilización y progreso como muchos otros parecidos y en boga en la actualidad, tomándolos en su significado absoluto no corresponden a ninguna realidad, carecen de sentido y pueden únicamente tener una razón instrumental de fuerte efecto «en ciertas frases vacías y declamatorias, muy apropiadas para impresionar a la multitud y en las cuales la palabra sirve menos para expresar el pensamiento que para suplir su ausencia» (R. Guénon, Oriente y Occidente)

Esta fantasía de progreso, y especialmente de progreso indefinido, es una de las grandes supersticiones de la época actual y obedece a un optimismo creado ex profeso. Nadie puede negar la existencia del progreso material en Occidente, pero el error consiste en tomar esa palabra progreso en sentido absoluto y no relativo. En el primer caso, este supuesto progreso es en realidad decadencia, por haberse alejado el hombre de su centro originario. En el segundo obedece a la ilusión del mundo fenoménico. Tal evidencia hizo decir con mucho tino a representantes de civilizaciones tradicionales, que lo que los occidentales llaman su "civilización", es en rigor de verdad, lisa y llanamente, barbarie, al faltarle a esa supuesta civilización lo único esencial: el conocimiento intelectual superior, sin el cual todo lo demás es un mero vagar en las sombras.

«La tesis del progreso indefinido, por lo demás, topa con la contradicción siguiente: si el hombre ha podido vivir durante milenios bajo el dominio de errores y necedades –suponiendo que las tradiciones no sean sino eso, y entonces el error y la necedad serían casi inconmensurables–, la inmensidad del engaño sería incompatible con la inteligencia que se atribuye al hombre como tal y que obligadamente se le ha de atribuir; dicho de otro modo, si el hombre es lo bastante inteligente para llegar al "progreso" que nuestra época encarna -suponiendo que sea una realidad–, a priori es demasiado inteligente para haberse dejado engañar, durante milenios, por errores tan ridículos como los que el progresismo le atribuye; pero si, por el contrario, el hombre es lo bastante tonto para haber creído en ellos durante tanto tiempo, también es demasiado tonto para salir de ellos» (F. Schuon, Castas y Razas)

«Se hace cada vez más evidente que la supuesta superioridad de la sociedad occidental "progresista" sobre las sociedades "estancadas" de Oriente es bastante dudosa. Nuestro progreso ha sido casi exclusivamente técnico, lo que significa que podemos manejar el mundo físico con más sensacionalismo para ganar velocidad, espacio y posibilidades de la existencia material, sin tener ninguna idea clara de lo que hemos de hacer con el tiempo que ganamos y las capacidades que adquirimos. Tenemos que poner en duda el que hayamos producido una persona más espiritual que Cristo, o más sabia, en el sentido cualitativo, que Platón o santo Tomás. Hemos multiplicado los libros y extendido las informaciones en una medida inigualada en la historia; pero la mera información, el mero conocimiento de hechos, es infinitamente divisible y puede aumentarse por análisis sin que haya ningún aumento importante en calidad ni en extensión real» (Alan W. Watts, La Suprema Identidad)


Espiritismo. «Cuando un individuo muere sin haber conseguido lo que, utilizando el lenguaje religioso, se llama «salvación» su alma se descompone tal y como lo ha hecho previamente su cuerpo. Son estos residuos psíquicos los que, en ocasiones, pueden aparecer en una sesión de espiritismo, pero se trata simplemente de eso, de deshechos y no de personas. Los fenómenos que se producen en las sesiones espiritistas pueden tener diversas causas; en ocasiones son producidas por el subconsciente del medium o de los asistentes. Cuando hablamos de subconsciente nos referimos al aspecto sutil que, junto al grosero, conforman la individualidad, concretamente a la parte inferior de éste y que es mucho más amplio que el contemplado por la psicología moderna. Las posibilidades de este estado sutil son enormemente amplias y engloban fenómenos como telepatía, materializaciones, bilocaciones, etc. que tanto impresionan al hombre moderno pero que no presentan ningún interés para aquello interesados en la realización espiritual. El estado sutil también está poblado por una multitud de seres que pueden irrumpir en las sesiones, sobe todo los de naturaleza más baja. Esto nos llevaría también a hablar de otro tipos de movimientos modernos como el Channeling, los contactados ovni y los abducidos etc. En la Edad Media se les conocía como íncubos y súcubos, y conocían mejor que nosotros cuál era su verdadera naturaleza. Una característica de todas las formas tradicionales es su completo rechazo a este tipo de prácticas.» (Letra y Espíritu, nº5)

El espiritismo nacido a comienzos del siglo XX es fruto de una época en donde las creencias tradicionales se batían en retirada por el avance de una ciencia imperialista y triunfante, se ofrece entonces una pseudo espiritualidad para llenar las almas vacías de aquellos que todavía anhelaban algo del espíritu que ni la ciencia, ni por otra parte una cristiandad ya casi vacía de contenido espiritual, podía darles.

http://usuarios.multimania.es/contemplatio/con-henri-glosario.htm
Volver arriba Ir abajo
http://teismo-ateismo.foro-libre.com
idea21



Mensajes : 15
Fecha de inscripción : 21/11/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Lun Nov 21, 2011 9:12 am

Muy interesante, pero me queda la duda de cuándo "algo" es una "religión", una "pseudorreligión" o ninguna de las dos cosas.

Si nos atenemos a las definiciones de los diccionarios y las enciclopedias, una religión es, básicamente, un sistema de creencias compartidas, basadas en un lenguaje simbólico, que afectan a la totalidad del comportamiento humano en comunidad y que tienen la peculiaridad de dividir los actos y realidades en un sentido de lo sagrado y lo profano.

Algunos, en cambio, oponen que una religión es todo eso, pero con un contenido sobrenatural. Otros opinan que lo sobrenatural es lo de menos y lo que importa son los efectos que estas creencias tienen en el individuo.

En cuanto a la idea de "progreso", encuentro que es básicamente cristiana, en tanto que el cristianismo habla acerca de un mundo futuro que nos será relevado y donde se vivirá estupendamente, mientras que las tradiciones quedan atrás.
Volver arriba Ir abajo
Joselia
Admin


Mensajes : 796
Fecha de inscripción : 12/08/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Lun Nov 21, 2011 7:13 pm

idea21 escribió:
Muy interesante, pero me queda la duda de cuándo "algo" es una "religión", una "pseudorreligión" o ninguna de las dos cosas.

Si nos atenemos a las definiciones de los diccionarios y las enciclopedias, una religión es, básicamente, un sistema de creencias compartidas, basadas en un lenguaje simbólico, que afectan a la totalidad del comportamiento humano en comunidad y que tienen la peculiaridad de dividir los actos y realidades en un sentido de lo sagrado y lo profano.

Algunos, en cambio, oponen que una religión es todo eso, pero con un contenido sobrenatural. Otros opinan que lo sobrenatural es lo de menos y lo que importa son los efectos que estas creencias tienen en el individuo.

En cuanto a la idea de "progreso", encuentro que es básicamente cristiana, en tanto que el cristianismo habla acerca de un mundo futuro que nos será relevado y donde se vivirá estupendamente, mientras que las tradiciones quedan atrás.
Bueno... no veo por qué habríamos de atenernos a definiciones de diccionarios y enciclopedias como única fuente de información acerca de lo que es realmente la Religión...

Estás en condiciones de aceptar otro tipo de fuente?

Con respecto al progreso, parece que es un análisis muy superficial, en principio, el que te lleva a pensar que se trata de una "idea" cristiana. Habría que profundizar un poco más en la doctrina, para estar seguros si la doctrina Cristiana se basa realmente en el "progreso" o no... Y también deberíamos analizar qué entendemos por progreso.

Saludos
Volver arriba Ir abajo
http://teismo-ateismo.foro-libre.com
idea21



Mensajes : 15
Fecha de inscripción : 21/11/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Vie Nov 25, 2011 4:30 am

Joselia escribió:
no veo por qué habríamos de atenernos a definiciones de diccionarios y enciclopedias como única fuente de información acerca de lo que es realmente la Religión...

Estás en condiciones de aceptar otro tipo de fuente?

Me temo que no, porque el único criterio que tenemos para aceptar fuentes es la confianza. Es decir, la comunidad científica que suministra información y asesoramiento a quienes redactan ese tipo de fuentes me da suficiente confianza, me parece que en la ciencia hay un componente moral de humildad y honestidad que adecuadamente es valorado hoy casi como el equivalente a la santidad laica (San Einstein, San Pasteur, San Stephen Hawkings). La donación que los científicos han hecho al mundo en forma de diccionarios y enciclopedias es casi un milagro.

Lo que si tengo es curiosidad, ¿podrías proporcionar una definición concisa de lo que tú consideras son "religión" y "pseudoreligión"?



Citación :
Con respecto al progreso, parece que es un análisis muy superficial, en principio, el que te lleva a pensar que se trata de una "idea" cristiana. Habría que profundizar un poco más en la doctrina, para estar seguros si la doctrina Cristiana se basa realmente en el "progreso" o no... Y también deberíamos analizar qué entendemos por progreso.

Antes del cristianismo (o quizá antes del budismo) todas las religiones se desrrollaban alrededor de mitos de una Edad de Oro perdida. El cristianismo dio al mundo la idea de un mundo futuro al que llegaríamos gracias al progreso moral.

Dos mil años después tenemos una idea clara de lo que es el progreso: el desarrollo de una cultura humana de extrema cooperación. Para alcanzar la extrema cooperación necesitamos una extrema confianza mutua. Para alcanzar la confianza mutua tenemos que desarrollar comportamientos de extrema virtud. Ganar la confianza es seducir. Mejoremos el comportamiento humano y seduciremos. Mostremos benevolencia, sabiduría y autocontrol, y el paraíso será nuestro.
Volver arriba Ir abajo
Joselia
Admin


Mensajes : 796
Fecha de inscripción : 12/08/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Vie Nov 25, 2011 11:07 pm

idea21 escribió:

Me temo que no, porque el único criterio que tenemos para aceptar fuentes es la confianza. Es decir, la comunidad científica que suministra información y asesoramiento a quienes redactan ese tipo de fuentes me da suficiente confianza, me parece que en la ciencia hay un componente moral de humildad y honestidad que adecuadamente es valorado hoy casi como el equivalente a la santidad laica (San Einstein, San Pasteur, San Stephen Hawkings). La donación que los científicos han hecho al mundo en forma de diccionarios y enciclopedias es casi un milagro.

Lo que si tengo es curiosidad, ¿podrías proporcionar una definición concisa de lo que tú consideras son "religión" y "pseudoreligión"?
Si el único criterio que tenemos para aceptar fuentes es la confianza, entonces vamos a tener que confiar mutuamente... para no caer en el prejuicio digo. Fijate que yo, al igual que vos, no hablo de mis opiniones cuando quiero definir lo que es Religión...
Vos confiás en los científicos, yo confío en Dios... y digo que Religión es aquella que se desprende de la Revelación Divina, y que pseudoreligión es la que se desprende de invenciones humanas, carentes por tanto de fundamentación metafísica.



Citación :
Antes del cristianismo (o quizá antes del budismo) todas las religiones se desrrollaban alrededor de mitos de una Edad de Oro perdida. El cristianismo dio al mundo la idea de un mundo futuro al que llegaríamos gracias al progreso moral.
Cuáles serían en este caso las fuentes de información que te llevan a afirmar tal cosa?

Citación :
Dos mil años después tenemos una idea clara de lo que es el progreso: el desarrollo de una cultura humana de extrema cooperación. Para alcanzar la extrema cooperación necesitamos una extrema confianza mutua. Para alcanzar la confianza mutua tenemos que desarrollar comportamientos de extrema virtud. Ganar la confianza es seducir. Mejoremos el comportamiento humano y seduciremos. Mostremos benevolencia, sabiduría y autocontrol, y el paraíso será nuestro.
Esto es opinión tuya o se desprende también de teorías científicas publicadas en enciclopedias?

Saludos
Volver arriba Ir abajo
http://teismo-ateismo.foro-libre.com
idea21



Mensajes : 15
Fecha de inscripción : 21/11/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Lun Nov 28, 2011 4:34 am

Citación :
Vos confiás en los científicos, yo confío en Dios... y digo que Religión es aquella que se desprende de la Revelación Divina, y que pseudoreligión es la que se desprende de invenciones humanas, carentes por tanto de fundamentación metafísica.

Yo confío en los científicos, y tú confías, o bien en quienes te han hecho creer que hay entidades sobrenaturales interesadas en la vida humana (con bastante frecuencia se trata de estafadores que obran en base a intereses personales de lo más prosaico), o bien en tu propia e intransferible percepción de determinados episodios que tienen lugar dentro de tu mente y no fuera de ella. La única forma de que tus percepciones tengan alguna certeza es que las contrastes de forma racional con el mayor número de personas honestas que te rodean. La humanidad lleva haciendo esto a lo largo de siglos y milenios, y los últimos resultados de tales experiencias hacen pensar que no existe tal cosa como un Dios que hace revelaciones de interés para la vida humana. De entre los científicos de mayor nivel hoy hay poquísimos que crean en Dios.


idea21 escribió:
Antes del cristianismo (o quizá antes del budismo) todas las religiones se desrrollaban alrededor de mitos de una Edad de Oro perdida. El cristianismo dio al mundo la idea de un mundo futuro al que llegaríamos gracias al progreso moral.
Joselia escribió:

Cuáles serían en este caso las fuentes de información que te llevan a afirmar tal cosa?

Bueno, se trata de sabrosas lecturas acerca de historia de las culturas y de las religiones. Yo le recomiendo a todo el mundo Karen Armstrong, pero hay clásicos como Ernest Renan, Max Weber, Clifford Geertz, Mircea Eliade y unos cuantos más.

Se trata de que las religiones son el resultado de cambios en la organización social. Los problemas humanos dan lugar a respuestas diferentes de acuerdo con la situación concreta de una sociedad determinada. Las soluciones que se dan, en forma de ideas o conceptos simbólicamente expresados, van influyendo en las sociedades, lo que da lugar a una apasionante evolución de las civilizaciones mientras que las motivaciones íntimas del individuo permanecen.

El cristianismo es el resultado más concluyente de la evolución previa que tomó impulso durante la llamada "Era axial", cuando surgen las "religiones de la compasión", religiones racionalizadas o "filosóficas". Este proceso aún no ha terminado, y ahí viene lo más interesante de todo.

idea21 escribió:
Dos mil años después tenemos una idea clara de lo que es el progreso: el desarrollo de una cultura humana de extrema cooperación. Para alcanzar la extrema cooperación necesitamos una extrema confianza mutua. Para alcanzar la confianza mutua tenemos que desarrollar comportamientos de extrema virtud. Ganar la confianza es seducir. Mejoremos el comportamiento humano y seduciremos. Mostremos benevolencia, sabiduría y autocontrol, y el paraíso será nuestro.
Joselia escribió:

Esto es opinión tuya o se desprende también de teorías científicas publicadas en enciclopedias?


Te recomiendo, si no lo has leído ya, "La gran transformación" de Karen Armstrong, acerca de las "religiones de la compasión" de la era axial.
Volver arriba Ir abajo
Joselia
Admin


Mensajes : 796
Fecha de inscripción : 12/08/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Lun Nov 28, 2011 3:08 pm

idea21 escribió:


Yo confío en los científicos, y tú confías, o bien en quienes te han hecho creer que hay entidades sobrenaturales interesadas en la vida humana (con bastante frecuencia se trata de estafadores que obran en base a intereses personales de lo más prosaico), o bien en tu propia e intransferible percepción de determinados episodios que tienen lugar dentro de tu mente y no fuera de ella. La única forma de que tus percepciones tengan alguna certeza es que las contrastes de forma racional con el mayor número de personas honestas que te rodean. La humanidad lleva haciendo esto a lo largo de siglos y milenios, y los últimos resultados de tales experiencias hacen pensar que no existe tal cosa como un Dios que hace revelaciones de interés para la vida humana. De entre los científicos de mayor nivel hoy hay poquísimos que crean en Dios.
No he hablado de "entidades"... Lo que vos entendés por "ente" está muy lejos de representar lo que para mí se trata de "ser". Por lo tanto, cuando hablo de Dios, por supuesto, no me refiero a lo que pudieras imaginar al respecto, tomando como base, un significado de entidad, que no tiene que ver con el sentido metafísico del concepto.

Con respecto a mi mente... a menos que hayas olvidado informarme acerca de tus poderes para conocerla sin necesidad alguna que yo misma te de algún dato acerca de ella, no me explico tus conclusiones. Yo, por ejemplo, sé acerca de tu confianza en los científicos, porque me lo has comentado, y confío en tu palabra...

Y personas honestas... realmente honestas, conocés alguna? Acaso hay alguien más honesto que uno mismo, si es que ha llegado a conocerse?


Citación :
Bueno, se trata de sabrosas lecturas acerca de historia de las culturas y de las religiones. Yo le recomiendo a todo el mundo Karen Armstrong, pero hay clásicos como Ernest Renan, Max Weber, Clifford Geertz, Mircea Eliade y unos cuantos más.

Se trata de que las religiones son el resultado de cambios en la organización social. Los problemas humanos dan lugar a respuestas diferentes de acuerdo con la situación concreta de una sociedad determinada. Las soluciones que se dan, en forma de ideas o conceptos simbólicamente expresados, van influyendo en las sociedades, lo que da lugar a una apasionante evolución de las civilizaciones mientras que las motivaciones íntimas del individuo permanecen.

El cristianismo es el resultado más concluyente de la evolución previa que tomó impulso durante la llamada "Era axial", cuando surgen las "religiones de la compasión", religiones racionalizadas o "filosóficas". Este proceso aún no ha terminado, y ahí viene lo más interesante de todo.
Sucede que vos hablás de historia, y yo hablo de doctrinas... Entonces, mientras yo conozco acerca de lo que vos hablás, vos desconocés acerca de lo que yo hablo. Y para informarte al respecto, te recomiendo los textos sagrados. Dónde más sino para conocer las doctrinas que de ellos se desprenden?

Citación :
Te recomiendo, si no lo has leído ya, "La gran transformación" de Karen Armstrong, acerca de las "religiones de la compasión" de la era axial.
Para alcanzar la confianza mutua ya te propuse algo muy sencillo, antes que leernos bibliotecas enteras. Se trata de confiar mutuamente... Podemos empezar por eso? Por ejemplo, yo no dudo de tus conocimientos adquiridos a traves de las lecturas que mencionás. Lo que digo, es que nada tienen que ver con los conocimientos a los que me pudiera referir yo. Por ejemplo, no hablo de historia, ni de arqueología, ni de teorías científicas. Hablo de metafísica, tradiciones, doctrinas, espiritualidad... Y eso de lo que hablo, no se puede encontrar en los textos que mencionás.

Saludos
Volver arriba Ir abajo
http://teismo-ateismo.foro-libre.com
idea21



Mensajes : 15
Fecha de inscripción : 21/11/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Jue Dic 01, 2011 4:27 am

Citación :
cuando hablo de Dios, por supuesto, no me refiero a lo que pudieras imaginar al respecto, tomando como base, un significado de entidad, que no tiene que ver con el sentido metafísico del concepto.

Me gustaría saber más sobre el sentido metafísico del concepto de Dios, aplicado al planteamiento que he presentado.


Citación :
Con respecto a mi mente... a menos que hayas olvidado informarme acerca de tus poderes para conocerla sin necesidad alguna que yo misma te de algún dato acerca de ella, no me explico tus conclusiones. Yo, por ejemplo, sé acerca de tu confianza en los científicos, porque me lo has comentado, y confío en tu palabra...

Y personas honestas... realmente honestas, conocés alguna? Acaso hay alguien más honesto que uno mismo, si es que ha llegado a conocerse?

Ciertamente, a veces "uno mismo" no es la persona más honesta que podemos llegar a conocer. Y la honestidad es lo más importante, pues es el indicativo que nos permite saber quién es o no merecedor de nuestra confianza, algo importantísimo a la hora de alcanzar conocimientos. La comunidad científica y quienes los apoyan, divulgan y comentan, ha merecido una gran confianza en los últimos tiempos. A ellos les atribuimos, entre otras cosas, la prosperidad material y una sensible dismnución del sufrimiento, y ellos mismos nos muestran los límites del conocimiento racional y cómo éste no puede nunca estar satisfecho y mantenerse en una constante actitud crítica.

Y lo que yo pueda saber de tu mente, parte de mi experiencia de que, en el fondo, no somos todos tan distintos. Uno de los mayores progresos humanos está relacionado con nuestro desarrollo de la empatía, nuestra capacidad para "ponernos en el lugar del otro". Algo que parece hasta frívolo, como es el desarrollo de la moderna literatura narrativa, con la introspección psicológica, es esencial en el progreso cultural hacia una comunidad de extrema confianza y extrema cooperación no conflictiva. Arte y religión no son cosas muy diferentes. Y en esto coinciden todos los científicos.

Citación :
Sucede que vos hablás de historia, y yo hablo de doctrinas... Entonces, mientras yo conozco acerca de lo que vos hablás, vos desconocés acerca de lo que yo hablo. Y para informarte al respecto, te recomiendo los textos sagrados. Dónde más sino para conocer las doctrinas que de ellos se desprenden?

Todo planteamiento doctrinal es esencialmente racional (y que conste que no todas las religiones son doctrinales o "racionalizadas") y lo racional es interpretar los textos sagrados en el contexto en el que fueron escritos. Por ejemplo, la doctrina del Nuevo Testamento es en buena parte una síntesis de doctrinas de la época y contiene planteamientos que, en teoría, la habrían invalidado (se suponía que Jesús regresaría de un momento a otro, en algún día del siglo I). Lo importante es saber por qué esa doctrina perduró, cómo evolucionó su interpretación más allá de las incoherencias del texto.

Volver arriba Ir abajo
Joselia
Admin


Mensajes : 796
Fecha de inscripción : 12/08/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Sáb Dic 03, 2011 1:45 am

idea21 escribió:
Me gustaría saber más sobre el sentido metafísico del concepto de Dios, aplicado al planteamiento que he presentado.
El concepto de Dios no tiene por qué aplicarse a tus planteamientos. Más bien, tus planteamientos deberían estar orientados a intentar comprender, de acuerdo a lo que se desprende de las doctrinas tradicionales acerca de Dios. De lo contrario, tus planteamientos no hacen más que alejarte del concepto al que querés llegar.

Citación :
Ciertamente, a veces "uno mismo" no es la persona más honesta que podemos llegar a conocer. Y la honestidad es lo más importante, pues es el indicativo que nos permite saber quién es o no merecedor de nuestra confianza, algo importantísimo a la hora de alcanzar conocimientos. La comunidad científica y quienes los apoyan, divulgan y comentan, ha merecido una gran confianza en los últimos tiempos. A ellos les atribuimos, entre otras cosas, la prosperidad material y una sensible dismnución del sufrimiento, y ellos mismos nos muestran los límites del conocimiento racional y cómo éste no puede nunca estar satisfecho y mantenerse en una constante actitud crítica.
Uno mismo no puede más que ser el más honesto de todos... O acaso alguien sabe más de vos mismo que vos mismo? Sucede que podemos engañarnos... Y en ese caso, por supuesto, no nos conocemos en verdad. Espiritualmente hablando, todo conocimiento ajeno a uno mismo, es inferior al conocimiento de uno mismo. Debemos empezar por ahí, siendo honestos nosotros mismos. Si no nos conocemos, no hay honestidad de la que hablar, menos hablar de asignar a otros honestidades o deshonestidades que desconcemos en nosotros mismos...

Citación :
Y lo que yo pueda saber de tu mente, parte de mi experiencia de que, en el fondo, no somos todos tan distintos. Uno de los mayores progresos humanos está relacionado con nuestro desarrollo de la empatía, nuestra capacidad para "ponernos en el lugar del otro". Algo que parece hasta frívolo, como es el desarrollo de la moderna literatura narrativa, con la introspección psicológica, es esencial en el progreso cultural hacia una comunidad de extrema confianza y extrema cooperación no conflictiva. Arte y religión no son cosas muy diferentes. Y en esto coinciden todos los científicos.
Si no somos distintos y tus pronósticos son válidos, vos mismo has caído en manos de prosaicos, o bien te guiás por percepciones subjetivas que sólo se encuentran en tu mente...

Y la empatía no se trata de intentar "adivinar" o "imaginar" lo que otro cree, siente o piensa, pretendiendo que eso se trata de "ponernos en su lugar". Para ponernos en el lugar de otro, debemos prestar verdadera atención, pensar y sentir con esa persona, para llegar a unas mismas conclusiones.


Citación :
Todo planteamiento doctrinal es esencialmente racional (y que conste que no todas las religiones son doctrinales o "racionalizadas") y lo racional es interpretar los textos sagrados en el contexto en el que fueron escritos. Por ejemplo, la doctrina del Nuevo Testamento es en buena parte una síntesis de doctrinas de la época y contiene planteamientos que, en teoría, la habrían invalidado (se suponía que Jesús regresaría de un momento a otro, en algún día del siglo I). Lo importante es saber por qué esa doctrina perduró, cómo evolucionó su interpretación más allá de las incoherencias del texto.
No sé de qué se trata un "planteamiento doctrinal"... Hablé de doctrinas, no de planteamientos acerca de ellas.
Tampoco sé de dónde sacás que lo racional se trata de interpretar de acuerdo a unos contextos históricos...

http://teismo-ateismo.foro-libre.com/t52-historia-desde-el-punto-de-vista-tradicional#438

Saludos
Volver arriba Ir abajo
http://teismo-ateismo.foro-libre.com
idea21



Mensajes : 15
Fecha de inscripción : 21/11/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Mar Dic 06, 2011 4:38 am

Citación :
tus planteamientos deberían estar orientados a intentar comprender, de acuerdo a lo que se desprende de las doctrinas tradicionales acerca de Dios. De lo contrario, tus planteamientos no hacen más que alejarte del concepto al que querés llegar.

Las doctrinas tradicionales consideran a Dios una mente inmaterial todopoderosa que interviene en la vida humana y a la que podemos acceder mediante determinadas acciones. Esto es una evolución de las creencias mágicas y la ciencia actual lo considera un subproducto ilusorio de la mente humana.

Citación :
Espiritualmente hablando, todo conocimiento ajeno a uno mismo, es inferior al conocimiento de uno mismo. Debemos empezar por ahí, siendo honestos nosotros mismos. Si no nos conocemos, no hay honestidad de la que hablar, menos hablar de asignar a otros honestidades o deshonestidades que desconcemos en nosotros mismos...

Pero ser honestos nosotros mismos y conocernos a nosotros mismos no es nada fácil. Y ese conocimiento, para que tenga valor en la vida real, debemos expresarlo de forma inteligible para los demás, pues no nos sería de utilidad si no pudiéramos realizarlo para lo único que importa, que es nuestra interactuación con quienes nos rodean.

Para llegar a tal conocimiento de uno mismo necesitamos un cierto método, una cierta experiencia contrastada, y esto lo podemos adquirir compartiendo las inquietudes de quienes se encuentran en una situación semejante a la nuestra.

Citación :
la empatía no se trata de intentar "adivinar" o "imaginar" lo que otro cree, siente o piensa, pretendiendo que eso se trata de "ponernos en su lugar". Para ponernos en el lugar de otro, debemos prestar verdadera atención, pensar y sentir con esa persona, para llegar a unas mismas conclusiones.

Para esas cosas sólo tenemos el lenguaje, que opera simbólicamente (cosas que significan otras cosas). Lo que adivinamos o imaginamos lo expresamos en palabras, en ideas. El intercambio y el contraste entre unas y otras palabras o ideas nos pueden proporcionar certeza gracias a la experiencia.

Citación :
Tampoco sé de dónde sacás que lo racional se trata de interpretar de acuerdo a unos contextos históricos...

En lo que se refiere a las tradiciones de sabiduría, el contexto histórico es esencial.
Volver arriba Ir abajo
Joselia
Admin


Mensajes : 796
Fecha de inscripción : 12/08/2011

MensajeTema: Re: Pseudoreligión   Miér Dic 07, 2011 11:45 pm

idea21 escribió:
Joselia escribió:
tus planteamientos deberían estar orientados a intentar comprender, de acuerdo a lo que se desprende de las doctrinas tradicionales acerca de Dios. De lo contrario, tus planteamientos no hacen más que alejarte del concepto al que querés llegar.

Las doctrinas tradicionales consideran a Dios una mente inmaterial todopoderosa que interviene en la vida humana y a la que podemos acceder mediante determinadas acciones. Esto es una evolución de las creencias mágicas y la ciencia actual lo considera un subproducto ilusorio de la mente humana.
Ninguna doctrina tradicional considera tal cosa... no me explico de dónde sacás una información errónea como esa. Las creencias mágicas no representan ninguna evolución... más bien, todo lo contrario.

idea21 escribió:
Joselia escribió:
Espiritualmente hablando, todo conocimiento ajeno a uno mismo, es inferior al conocimiento de uno mismo. Debemos empezar por ahí, siendo honestos nosotros mismos. Si no nos conocemos, no hay honestidad de la que hablar, menos hablar de asignar a otros honestidades o deshonestidades que desconcemos en nosotros mismos...

Pero ser honestos nosotros mismos y conocernos a nosotros mismos no es nada fácil. Y ese conocimiento, para que tenga valor en la vida real, debemos expresarlo de forma inteligible para los demás, pues no nos sería de utilidad si no pudiéramos realizarlo para lo único que importa, que es nuestra interactuación con quienes nos rodean.
Pero idea... cómo vamos a expresar lo que no hemos realizado? Ese era el tema... Por lo tanto, lo principal sigue siendo realizarlo en uno mismo.

idea21 escribió:
Para llegar a tal conocimiento de uno mismo necesitamos un cierto método, una cierta experiencia contrastada, y esto lo podemos adquirir compartiendo las inquietudes de quienes se encuentran en una situación semejante a la nuestra.
Pero cómo podríamos obtener conocimiento contrastado, a partir de compartir inquietudes con quienes se encuentran en la misma situacion que nosotros, es decir, en la de no haber contrastado nada... ? Así es como vos adquirís conocimiento en la materia que sea? El conocimiento sólo puede obtenerse de fuentes fidedignas. Ahora bien, "fuente fidedigna", en este caso, no se trata de lo que a cada individuo le inspira o no le inspira confianza. Por ejemplo, vos confiás en los científicos. Sucede que los científicos, nada saben acerca del conocimiento de uno mismo. Por lo tanto, habrá que buscar la fuente que sí tiene conocimiento acerca de lo que queremos saber...

idea21 escribió:
Joselia escribió:
la empatía no se trata de intentar "adivinar" o "imaginar" lo que otro cree, siente o piensa, pretendiendo que eso se trata de "ponernos en su lugar". Para ponernos en el lugar de otro, debemos prestar verdadera atención, pensar y sentir con esa persona, para llegar a unas mismas conclusiones.

Para esas cosas sólo tenemos el lenguaje, que opera simbólicamente (cosas que significan otras cosas). Lo que adivinamos o imaginamos lo expresamos en palabras, en ideas. El intercambio y el contraste entre unas y otras palabras o ideas nos pueden proporcionar certeza gracias a la experiencia.
El lenguaje opera simbólicamente sólo si nosotros le damos esa "entonación"... Afirmar otra cosa, sería pensamiento mágico, no crees? Así como nosotros entonamos las letras, para ser entendidos a nivel humano, la Palabra Revelada, ha sido entonada, para ser captada por el espíritu... Nuestro lenguaje discursivo, no es más que una analogía de un lenguaje superior. Ese lenguaje superior, no se trata de la expresión de "imágenes" plasmadas en palabras, sino de aquello que antecede a toda imaginación y expresión. Aquello que no es una mera traducción acerca de lo que los sentidos nos informan acerca del exterior, sino lo genuinamente de "uno mismo", que es interior y anterior a toda exterioridad. De lo contrario, deberíamos decir que somos porque imaginamos, tal como planteaba el buenazo de Descartes.... Pero en verdad, somos antes de que surja la necesidad de imaginar nada...

idea21 escribió:
Joselia escribió:
Tampoco sé de dónde sacás que lo racional se trata de interpretar de acuerdo a unos contextos históricos...
En lo que se refiere a las tradiciones de sabiduría, el contexto histórico es esencial.
Ah sí...? El conocimiento de uno mismo en este contexto en el que nos encontramos, sería distinto al conocimiento de uno mismo en otro contexto?

Saludos
Volver arriba Ir abajo
http://teismo-ateismo.foro-libre.com
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Pseudoreligión   

Volver arriba Ir abajo
 
Pseudoreligión
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Teismo - Ateismo :: Otros Foros :: Textos y Artículos :: Pseudoreligión-
Cambiar a: